5 funcionalidades imprescindibles para la mejor gestión de almacén

Etiquetas:


Un almacén, para una empresa, es un espacio físico donde se almacena el stock de los productos que comercializa.

Para que un sistema de almacén funcione correctamente, debe estar dotado de equipos de almacenaje, personal y, sobre todo, de un buen sistema de gestión de almacén, conociendo la ubicación y trayectoria de un producto, para poder llevar una gestión eficiente del aprovisionamiento y la cadena de suministros.

El objetivo de la gestión de los almacenes radica en mejorar el stock y la distribución. A nivel general, está basado en garantizar un suministro oportuno y continuo de los medios de producción y materiales que se necesitan, con el fin de asegurar los servicios ininterrumpidamente.

Una de las funcionalidades más importantes de nuestro sistema es la gestión de almacén, que gracias a sus múltiples opciones y particularidades, nos permite disponer del mejor sistema del mercado.

  • Multialmacén. Nuestras soluciones son multialmacén, lo que nos permite disponer y crear múltiples ubicaciones físicas o virtuales, diferenciando el estocaje de cada una de ellas, pero pudiendo conocer los totales.
  • Multiubicación. Damos un paso más y permitimos que dentro de un almacén, el stock pueda organizarse por ubicaciones, de esta forma podemos indicar al sistema, no solo en qué almacén sitúa la mercancía, sino también la posición de la mercancía en el mismo. Además, evitamos errores y optimizamos el tiempo de trabajo gestionando el sistema de ubicaciones con terminales de mano tipo PDA o Tablet.
  • Picking. Permitiendo gestionar ágilmente tanto entradas como salidas de mercancía. Seleccione qué pedidos de venta deben pasar a preparación y de forma inmediata aparecerán en la “cola” a los operarios ordenados por ubicación del artículo y tan sólo deberán leer el código de barras del producto, confirmar la cantidad y leer el código de barras de la ubicación. Incluso desde el propio dispositivo ya se puede emitir el albarán/factura. Pero también podrá dar entrada a la mercancía de proveedor, incluso generando automáticamente pedido de compra a partir de la recepción y controlar las recolocaciones dentro del propio almacén o en almacenes diferentes.
  • Control de almacén. Disponga en tiempo real de la cantidad de producto que tiene disponible en sus almacenes y asegure la mercancía adecuada en cuanto sus clientes la soliciten. Gestione pedidos y reservas, de forma automática. Registre entradas y salidas y obtenga una visión clara y acertada de toda la actividad dentro y fuera de sus almacenes. Además podrá controlar datos como, ubicación del artículo, pedido mínimo, stock mínimo, ideal, real, unidades pendientes servir y recibir…
  • Recuentos y movimientos. Olvídese de los tediosos procesos de realizar recuentos manuales. Obtenga un control exhaustivo a través de los documentos de gestión de almacén, que nos permiten modificar el stock de los artículos, de forma que podemos introducir las existencias reales en un inventario, o realizar una regularización para ajustarlo.

El llevar un control tan exhaustivo de toda esta información nos permitirá tener una completa gestión del abastecimiento y estar siempre al día en nuestro almacén.

banner-sga-almacen